martes, 8 de abril de 2008

VERTIGO – NEIL GAIMAN’S NEVERWHERE

La historia de NEVERWHERE es bastante conocida. Nació de la mano de Neil Gaiman como serie de TV para el canal BBC Two en 1996. Posteriormente fue novelada por el mismo autor ese mismo año. Y pasados unos años fue adaptada al cómic en el sello VERTIGO por Mike Carey y Glenn Fabry entre 2005 y 2006. Planeta De Agostini publicó dicha adaptación en un volumen el pasado Diciembre de 2007.
NEVERWHERE nos cuenta la historia de como Richard Mayhew (un hombre normal y corriente) se ve envuelto por pura casualidad en un conflicto de seres que provienen del Londres de Abajo. Este es ni más ni menos que un mundo fantástico repleto de milagros y maravillas. A modo de Dorothy en EL MAGO DE OZ, Richard irá viviendo gran cantidad de aventuras a la vez que se va topando con los más dispares personajes mortales e inmortales (Seres con poderes, animales parlantes, un ángel, guerreros, mercenarios, nobles imposibles...).
Nos encontramos ante un clásico moderno del género de fantasía. Una historia que se resiste a ser olvidada y se va extendiendo cada vez por más medios (TV, literatura, cómic y posiblemente muy pronto cine).
En lo referente a la adaptación al cómic, decir que Mike Carey recrea a la perfección la novela. Con un ritmo rápido (demasiado rápido en momentos puntuales), este guionista coloca todos los elementos importantes de la historia. Sacrifica algunos detalles como al personaje de Lamia, pero el resultado final es una adaptación muy fiel a la obra de Gaiman. Por otra parte, la diferencia narrativa más destacable es el cambio de narrador omniscente de la novela a narrador en primera persona (el protagonista Richard Mayhew) del cómic. Tal cosa permite a Carey aportar su punto de vista aunque sin deformar el contenido.
A nivel gráfico hay que reconocer que la obra es espectacular. Nunca había visto a Glenn Fabry dibujar tan bien. Este autor aporta un dibujo grandilocuente, repleto de detalles y con un diseño de personajes realmente cuidado. Se podría decir que en muchos casos parte del personaje de la serie de TV y lo recrea con maestría hasta tal punto de superar al original (cosa no muy difícil, por cierto).
De manera que en este volumen nos podemos encontrar una historia ágil y bien hecha; Ya conocida pero enriquecida al ser contada desde un punto de vista diferente.
En mi opinión, por fin se ha dotado a los personajes de una imagen digna de pasar a la posteridad, que hace que podamos borrar de nuestra mente las imágenes de aquella infame serie de TV con escenarios de cartón piedra, efectos especiales inexistentes y personaies que parecían sacados de una rave londinense (de verdad que recordaban a drag-queens, travestis y extravagantes tribus urbanas).
NEVERWHERE es un cómic aunque no imprescindible (imprescindible sí sería la novela de Neil Gaiman),aunque sí muy recomendable.

2 comentarios:

Jessica Jones dijo...

Tanto la miniserie como la novela me gustaron mucho, a ver cuando me puedo hacer con el comic, asi lo tengo todo XD

ZANTOBLIN dijo...

Creo que haces bien, porque el comic está muy bién. Sobre todo por el dibujo. Además, no cansa y se lee muy rápido.